Actividades se reanudan luego de tres días

/ Leave a comment

Miles de turistas que se movilizaron a los diferentes sitios del país retornaron ayer a sus destinos, después de tres días de descanso por el feriado de independencia de Guayaquil, que se trasladó al viernes y se empató con el fin de semana.

Muchos viajeros optaron por ir a los diferentes balnearios del litoral ecuatoriano y otros a cantones que celebraban aniversarios y otras actividades.

El feriado nacional coincidió con la cantonización de Calvas (Loja) y Pujilí (Cotopaxi), que ayer cumplieron 188 y 160 años de creación, respectivamente, mientras que Bolívar (Manabí) festejó 99 años el sábado. En Portoviejo (Manabí) se cumplieron actos por la fiesta del Comercio y en Tisaelo (Tungurahua), por la del Inga Palla.

En los balnearios de Playas (Guayas) y Manta (Manabí) la llegada de turistas no fue masiva como en otros feriados.

Aunque no se detallaron cifras, el viernes y ayer hubo pocos visitantes en el cantón guayasense, dijeron operadores turísticos locales. El sábado hubo mucho más, pero estos regresaron a sus destinos el mismo día por las actividades festivas en Guayaquil, agregaron.

Para hoteleros y dueños de restaurantes de Manta, el festivo no generó mayores ventas ni atrajo a muchos turistas, dijo Celia Higuera, presidenta de la cámara de Turismo de Manta.

Dijo que ya preveían que este fin de semana iba a ser casi normal. “Había poca expectativa, ya que era la primera vez que se realizaba este feriado en esta fecha”, indicó Higuera y agregó que se están preparando para el feriado de noviembre. “Manta está de fiesta, esto atrae a bastantes turistas, especialmente por la cantidad de eventos que se van a desarrollar”.

En las terminales terrestres de Manta y Portoviejo la venta de boletos fue lenta para Guayaquil y Quito, pero se registró buen movimiento para los destinos de la misma provincia, dijo Carlos Durán, de la cooperativa CTM. Sin embargo, no fue necesario aumentar frecuencias, dijo Mario Zambrano, de la Coactur.

Los dueños de comedores en la playa de Tarqui indicaron que tuvieron más gente que un fin de semana normal. “No estuvo malo, pero tampoco puedo decir que fue excelente”, indicó Mayra Montalvo, comerciante.

La playa de Crucita, en Portoviejo, también tuvo afluencia de turistas. “Aunque los comedores no estuvieron repletos, por lo menos generó algo de ganancias”, refirió Luis Tejada.

Fuente: El Universo

Leave a comment

Socios Corporativos