El Fondo para el Medio Ambiente Mundial financia conservación de biodiversidad en Sierra Tarahumara

/ Leave a comment

Chihuahua, Chihuahua, México, 1 de octubre de 2012, México Ambiental.- El Fondo para el Medio Ambiente Mundial (Global Environment Facility, GEF) otorgará un financiamiento por 5 millones de dólares durante cinco años al proyecto Gestión integrada del territorio para la conservación de la biodiversidad en áreas de protección y producción en la Sierra Tarahumara, orientado a promover la conservación de la biodiversidad, el uso sustentable de los recursos naturales y la planificación del desarrollo para el beneficio de los habitantes de este sitio prioritario en el Desierto Chihuahuense.

La Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (CONANP) y el Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF) en México, firmaron un convenio mediante el cual se formaliza este proyecto que tiene cuatro ejes principales:

1 La recopilación de información estratégica para la toma de decisiones. 2 La construcción de capacidades de actores locales para la instrumentación de las estrategias de conservación y desarrollo sustentable. 3 El desarrollo de procesos de planeación participativa para el involucramiento de las comunidades. 4 La gestión del conocimiento adquirido para sistematizar y replicar modelos exitosos.

El proyecto fue impulsado en 2011 por la CONANP y WWF en coordinación con el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA). La CONANP será responsable de la ejecución del proyecto, a través de la Dirección de la Región Norte y Sierra Madre Occidental. Los fondos serán canalizados a través del Programa Desierto Chihuahuense de WWF, que trabaja en la región desde 1998.

La Sierra Tarahumara, ubicada en el estado de Chihuahua, tiene una gran importancia étnica, biológica, ecológica e hidrológica. Su paisaje es atravesado por barrancas, arroyos y grandes porciones de bosque de pino y encino. Es el hogar de cuatro pueblos indígenas: los Rarámuris (o Tarahumaras), los Pimas, los Guarijíos y los Tepehuanes, quienes están comprometidos con el manejo sustentable de sus recursos naturales.

Por la riqueza de su flora y albergar diversas especies de aves migratorias, la Sierra Tarahumara es considerada como uno de los centros de mayor biodiversidad en Norteamérica. Aquí nacen los ríos Yaqui, Mayo y Fuerte, así como el río Conchos que desemboca en el río Bravo a lo largo de la frontera México–Estados Unidos.
El agua que se origina en la Sierra Tarahumara riega más de 600,000 hectáreas de tierras agrícolas en los estados de Chihuahua, Sonora y Sinaloa. Los ecosistemas de bosque templado, de tierras áridas y el bosque de pino-encino que conforman la Sierra Madre Occidental son reconocidos por la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN) como uno de los ecosistemas más amenazados del mundo.

Fuente: Mexico Ambiental

Leave a comment

Socios Corporativos